Un sabia decisión de vida

Clickeando sobre la imagen se accede al sitio en facebook de Norma.

No importan los condicionamientos ni las situaciones adversas que se nos presenten en el camino, todos podemos elegir de qué manera queremos vivir. Un fiel ejemplo de esto que te decimos es Norma Bauerschmidt, una mujer estadounidense de 90 años que ahora es noticia en todo el mundo porque cuando se enteró de que tenía cáncer de ovario decidió no operarse ni hacerse quimio: vendió su casa y salió a dar vueltas por el mundo en un motorhome.

Tras 67 años de matrimonio su esposo falleció de cáncer, dos semanas más tarde un análisis de rutinaria reveló que Norma también tenía cáncer. Su médico de cabecera le dijo que el tratamiento en esos casos implicaba una operación para extraer el tumor, seguida de radiación y sesiones de quimioterapia. Sin embargo ella se negó y dijo: “Tengo 90 años de edad, me voy de viaje”.

Norma no estaba dispuesta a dejarse abatir por el dolor y optó por empezar a disfrutar el día a día, así que se compró una casa rodante y salió a la ruta acompañada de su hijo Tom, su nuera Ramie y su perro Ringo. Ya llevan más de 200 días paseando, y todas sus aventuras pueden seguirse en el sitio de facebook llamado “Conduciendo a Miss Norma”.

Allí se destaca que Norma ya voló en globo aerostático en Palm Springs (California), visitó Disneylandia (en Florida), fue al Monte Rushmore (en Dakota del Sur), vio bisontes en el parque nacional de Yellowstone y se asomó al Gran Cañón del Colorado. En Nueva Orleans, también visitó el museo sobre la Segunda Guerra Mundial donde fue recibida con todos los honores, por ser veterana de esa guerra cuando trabajó como enfermera.

“Pasamos tiempo cada día leyendo los cientos de mensajes llenos de cariño y apoyo de todo el mundo con lágrimas en los ojos”, contó su nuera  Ramie; quien también destacó: “La conversación sobre el fin de la vida no es sencilla. Tan solo esperamos que nuestra historia anime a que las familias hablen abiertamente sobre este tema tan duro”.

Por su parte, el médico que había atendido a Norma les envió un mensaje que decía: “Están haciendo exactamente lo que yo haría en esta situación. ¡Tengan un magnífico viaje!”.

Tal como puede verse en las siguientes imágenes y videos, Norma realmente está disfrutando muchísimo esta nueva aventura que eligió vivir cuando todo hacía suponer que sus días serían muy tristes y llenos de lágrimas. Ella optó por ver el lado luminoso de la vida. Fue una sabia decisión : )

(Fotos: facebook de Norma)

 

Tags:     ,

Artículos relacionados

Tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *

*