febrero 8, 2023
Abono casero revitalizante: Úsalo en tus plantas y crecerán más rápido

Abono casero revitalizante: Úsalo en tus plantas y crecerán más rápido

Las plantas necesitan un mantenimiento regular y cuidadoso. Incluso con un pulgar verde, no siempre es fácil acelerar su crecimiento. Para proporcionarles los nutrientes que necesitan, no es necesario utilizar productos químicos y costosos a diario. Un abono natural que sueles preparar en la cocina puede ser suficiente.

Muchos factores contribuyen al desarrollo saludable y sostenible de las plantas. De hecho, cuando no están expuestos y regados adecuadamente, no tienen ninguna posibilidad de crecer armoniosamente. Afortunadamente, existe un abono natural y económico capaz de nutrir generosamente la tierra aportándoles los nutrientes adecuados para su crecimiento.

Si eres de los que les gusta probar los consejos de jardinería verde, adoptarás rápidamente esta técnica de riego. Muy beneficioso para acelerar el crecimiento de las plantas en maceta o sembradas en el jardín, se basa en un único abono líquido con múltiples beneficios.

Agua de cocción de pasta, un abono natural para tus plantas

Después de cada cocción de la pasta, el agua de cocción se suele tirar al fregadero de la cocina. Sin embargo, este líquido puede ser muy útil para tus plantas.  Contiene una buena dosis de almidón, fósforo, potasio, nitrógeno y muchos minerales que se encuentran en la mayoría de los fertilizantes que se venden en el mercado. Para que tus plantas disfruten de sus múltiples beneficios, simplemente cocina la pasta y  utiliza el agua de la cocción para regar. y esto, dos veces por semana. Este abono natural nutrirá así las raíces de las plantas, las fortalecerá y las hará más sanas y resistentes a las enfermedades. Por lo tanto, ofrece todas las condiciones para un crecimiento saludable y sostenible. No olvides dejar enfriar el líquido antes de verter la mezcla al pie de tu planta. El agua utilizada para cocinar verduras, arroz o huevos es igualmente rica en nutrientes esenciales para el crecimiento sostenible de las plantas.

Los otros beneficios del agua de cocción de la pasta en las plantas

Como habrás entendido, el agua de cocción de la pasta ayuda a que tus plantas crezcan más rápido y las mantiene sanas. También puede resolver otros problemas de jardinería.

Agua de cocción de pasta, un pesticida natural para tus plantas=

Además  de contribuir al crecimiento sano de las plantas, el agua de cocción de la pasta se puede utilizar como pesticida natural y respetuoso con el medio ambiente. Sin embargo, debe fermentarse para producir un desagradable aroma a alcohol capaz de repeler plagas e insectos.  Para preparar el agua de la pasta fermentada, simplemente llene una jarra con este líquido y vierta en ella los siguientes dos ingredientes:

  • 1 cucharadita de azúcar
  • 4 cucharadas de leche

Luego cubra el frasco y déjelo por hasta 4 días. Una vez que la solución esté lista, transfiérala a una regadera y use la solución para humedecer el suelo de su planta.

El agua de cocción, un herbicida natural para tus plantas

También es posible utilizar el agua de cocción de la pasta como herbicida natural. Úselo mientras aún está caliente para humedecer y eliminar las plantas no deseadas que crecen en sus senderos y estropean el paisaje. Eso sí, evita adoptar este truco en el suelo de tus plantas de exterior o en maceta porque puede provocar daños irreversibles. Bien que l’eau de cuisson de légumes, de pommes de terre, de riz ou de pâtes soit plus efficace pour éliminer les mauvaises herbes, certaines personnes préfèrent l’eau bouillante pure pour éviter la formation d’une couche résiduelle d’amidon sur el suelo.

Algunos consejos para acelerar el crecimiento de las plantas de interior

Para favorecer el crecimiento de las plantas, es fundamental tener en cuenta los tres elementos que la mantienen viva: la luz, el agua y la tierra. La ubicación de su planta, así como su exposición, debe ser su primera preocupación. Una planta necesita espacio para crecer, ya sea en interiores o exteriores. También necesita luz para un crecimiento óptimo. Por lo tanto, es importante verificar si su ubicación no es demasiado soleada o demasiado oscura. También se debe dar una importancia importante a los nutrientes que componen el suelo. Si es necesario, trasplanta tu planta en un suelo que ofrezca mejores condiciones de crecimiento. El factor agua también debe tenerse en cuenta: muy poca o demasiada agua puede causar daños y ralentizar el correcto desarrollo de tu planta. Por lo tanto, no dudes en controlar regularmente la humedad del suelo antes de cada riego y favorecer los fertilizantes naturales como el agua de cocción, los posos de café o las cáscaras de plátano.